El Olivo (III), Labores de cultivo

Posted on

olivo

Es posible su injerto sobre acebuche (olivo silvestre). Se emplean patrones en caso de variedades de difícil enraizamiento, como Gordal o Empeltre. Los más empleados son Lechín de Sevilla para Gordal de Sevilla, Morisca para Manzanilla de Sevilla y Royal de Calatayud para Empeltre.

Se propaga sobre sus propias raíces, empleando estacas leñosas de 4 o 5 años o estaquillas semileñosas con nebulización. Estas últimas van provistas de unos 3 pares de hojas que nunca han de proceder de chupones o pollizos; se recogen en septiembre – octubre o en febrero – abril, realizándose una preplantación en invernadero; una vez que la estaquilla ha producido algún brote (45 – 60 días) se trasplanta a maceta y se produce un endurecimiento al aire libre de unos 10 meses. De ahí se obtienen plantas con cepellón que pueden plantarse durante cualquier época del año.

Las densidades de plantación son muy amplias (20 – 400 árboles/ ha). Una opción muy arraigada es colocar 70 – 80 olivos/ha con 3 troncos cada uno; en caso de plantaciones con un tronco, podemos encontrar unos 200 -250 pies/ha; las plantaciones más modernas pueden llegar a los más de 300 pies/ha en regadío.

La producción en secano se inicia al quinto año de plantación, mientras que en regadío lo hace al tercero, con los máximos de cosecha al décimo (10000 kg/ha) y al octavo (12000kg/ha) año respectivamente. La vida productiva del olivo es de unos 20 – 40 años.

Se recomienda una poda a un solo tronco, algo así como el sistema de vaso español, pues se adapta a los vibradores. La poda de mantenimiento es mínima, debe permitirse un buen sombreo en las ramas principales, además, la cosecha se da en ramos de 1 año, por lo que no debe cortarse mucha madera.

Es una especie que no necesita de fertilización, aunque siempre será positivo. Pueden realizarse aplicaciones foliares en primavera.

Las plagas y enfermedades más comunes son:

  • Mosca del olivo; realiza puestas en frutos recién cuajados, done las larvas hacen sus galerías; tiene unas 3 – 5 generaciones al año y produce daños tanto directos como indirectos que disminuyen en gran medida la calidad del aceite.
  • Repilo; provoca defoliación y deformación de frutos.
  • Prays olea; lepidóptero que afecta a flores y frutos.
  • Lepra del olivo; necrosis deprimida del fruto que queda en color pardo – oscuro.
  • Tuberculosis (Pseudomonas sp.); se trata de una bacteria que produce tumores y agallas.
  • Verticilosis; micosis radicular que seca al árbol.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s